Renovables: No a la carrera, sí a la vida

Por: Lara Contreras,  Directora de Desarrollo Corporativo e Impacto

En los últimos meses, estamos viendo en los medios un fenómeno que se denomina la fiebre de las renovables, simulando a la fiebre del oro. Más bien se podría pensar en la conquista del oeste, en la que las empresas que pretenden desarrollar las renovables buscan suelos a la carrera.

Harbour Energy es una empresa de renovables que dice no a correr, no a cualquier precio y que tiene un profundo compromiso con generar riqueza y favorecer los derechos de las personas que se ven impactadas por su actividad.

Un ejemplo de esta firme apuesta es un proyecto desarrollado en la Manchuela, en el Albacete vaciado. En esta zona se ha desarrollado y firmado un convenio con cuatro ayuntamientos que tendrá un impacto enorme en la vida de sus habitantes. Harbour Energy implantará en la zona 160 MW de energía fotovoltaica y eólica, pero eso no es la clave para la compañía. Su intervención en la Manchuela dejará cerca de 2,5 millones de euros en impuestos que los propios ayuntamientos podrán invertir en mejorar los servicios escasos con los que cuentan y que harán más fácil la vida de sus 2.500 habitantes.

La empresa ha sido cuidadosa desde el inicio y ha mantenido un diálogo con los distintos interlocutores, tomando decisiones claves, como el priorizar la adquisición de tierras de pequeños propietarios, para que los más de 90 millones que invierta en la zona, se repartan entre mayor número de personas.

También se va a priorizar el trabajo conjunto con pequeñas empresas de la región, así como el empleo local en el desarrollo del proyecto, tanto en la construcción como en el mantenimiento, asumiendo la formación que este nuevo personal requiera.

Harbour Energy pondrá en marcha un proyecto de autoconsumo para solucionar un problema de bombeo de agua que sufren los cuatro municipios y trabajará con los ganaderos para que sean ellos quienes se beneficien de desbrozar las tierras donde se construirán los parques.

Con este proyecto se busca mejorar la vida de los habitantes de las cuatro comunidades, pero también atraer nueva vida, generando con los municipios los servicios necesarios para hacer atractiva la llegada de nuevos habitantes a la zona. Se trata de repoblar la España Vaciada priorizando los derechos de sus habitantes, no una conquista sin principios.

Las renovables deben generar energía humana, con y para las personas y Harbour Energy lo tiene muy claro. El proyecto de la Manchuela es un compromiso con este objetivo.

 

22 Views
0
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Name your new wishlist



Cancel
Create Wishlist and Save